¿Aún no te has suscrito a nuestra newsletter?

Hazlo aquí y recibe información pensada especialmente para ti:

Suscríbete!
Ribera del Duero
Ribera del Duero

17ºC

El tiempo en la Ribera

22 sep 2021

×

Mensaje de error

  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 46 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--banner-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 46 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--banner-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 46 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--banner-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 46 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--banner-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 43 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--banner-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 43 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--banner-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 45 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--banner-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 45 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--banner-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 46 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--banner-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 30 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--contenido-destacado-en-inicio--block.tpl.php).
  • Notice: Undefined offset: 0 en include() (línea 31 de /usr/home/rutadelvinoriberadelduero/www/sites/all/themes/rutadelvino2/templates/views-view-fields--contenido-destacado-en-inicio--block.tpl.php).

Ruta del Empecinado

Juan Martín Díez, apodado El Empecinado, nació el 2 de septiembre de 1775 en Castrillo de Duero. Su vocación militar le empujó a inscribirse, a los 18 años, en la campaña del Rosellón (Guerra de la Convención, de 1793 a 1795). Esos dos años que duró la contienda fueron para él un buen aprendizaje en el arte de la guerra y fue, además, el comienzo de su antipatía y repulsa hacia los franceses.

Vive con nosotros la apasionante vida de este afamado militar ribereño a través del siguiente recorrido por nuestra comarca:

  • Castrillo de Duero
  • Fuentecén
  • Milagros
  • Peñafiel
  • Valbuena de Duero
  • Olmos de Peñafiel
  • Nava de Roa
  • Roa de Duero

 

Iniciamos la ruta en Castrillo de Duero, lugar de nacimiento de Juan Martín Díez, el Empecinado. Frente a la Casa Consistorial se ubica una estatua dedicada a este guerrillero, hijo ilustre del municipio. Se conserva, además, su casa natal, en la que vivió buena parte de su vida, aunque muy transformada. El ayuntamiento dispone de abundante material expositivo y de investigación sobre la figura del Empecinado, en torno a la cual creó un Centro de Interpretación.

En 1796 se casó con Catalina de la Fuente, natural de Fuentecén, y aquí se instaló como labriego (recordemos que era hijo de un próspero campesino). Problemas con la justicia, le hicieron regresar a Castrillo de Duero hasta la ocupación de España por el ejército de Napoleón en 1808, desplegando su bandera de guerra contra los franceses.

Se cuenta que tomó esta decisión a raíz de un hecho ocurrido en su pueblo: una muchacha fue violada por un soldado francés al que Juan Martín dio muerte después.

Comenzó acechando a soldados indefensos, correos sin escolta o centinelas aislados cobijándose en los bosques de las inmediaciones de Aranda. El hecho de que sus operaciones fuesen exitosas facilitó la incorporación de nuevos guerrilleros a su partida, que a finales de 1808 ya contaba con 50 hombres. Entre las acciones más destacadas de esas Navidades hay que destacar las de Milagros.

Se marchó de su tierra porque se ofrecían recompensas a quienes propiciasen su captura y los pueblos estaban amenazados. En julio de 1809 llegó a Peñafiel con 80 caballos, visitando después Castrillo, en donde pudo encontrarse con sus familiares y amigos. Pocos días después, a finales de julio, impidió el expolio que los franceses pretendían hacer en el monasterio de Valbuena de Duero, recuperando los bienes que les habían incautado. Ese mismo año fue nombrado capitán de caballería.

Su popularidad y prestigio iba en aumento: en 1811 contaba con una partida de unos 6000 hombres y en 1814 es ascendido a Mariscal de Campo, y se gana el derecho a firmar como el Empecinado de forma oficial, y durante el denominado periodo de los Cien Días el Empecinado se mantuvo al mando de diferentes fuerzas situadas en los Pirineos.

Cuando el rey Fernando VII regresó a España, restauró el absolutismo y tomó medidas contra los que consideraba enemigos liberales, entre otros el Empecinado, que fue desterrado a Valladolid y posteriormente (1823) a Portugal. Decretada la amnistía el 1 de mayo de 1824, pidió un permiso para regresar sin peligro, permiso que le fue concedido. Volviendo el Empecinado a su tierra con unos 60 de sus hombres que le habían acompañado como escolta a Portugal, fue detenido en Olmos de Peñafiel, junto con sus compañeros, por los Voluntarios Realistas de la comarca.

Fueron llevados presos a Nava de Roa y entregados a continuación al alcalde raudense. Cuando el Empecinado llegó a Roa de Duero, el populacho, sin haber recibido ninguna orden superior, había montado en la Plaza Mayor un tablado y el preso fue subido allí, donde fue insultado y apedreado. Tras estar encerrado con sus compañeros en un antiguo torreón, el Empecinado fue ahorcado en la Plaza Mayor de Roa el 20 de agosto de 1825. Aquí encontrarás un monumento levantado en honor al guerrillero, quien recibe un homenaje anualmente al rememorarse la fecha de su ejecución.

¿Por qué le llamaban El Empecinado?

A los naturales de Castrillo de Duero se les llamaba con el mote de «empecinados», por un arroyo, llamado Botijas, lleno de pecina, que atraviesa el pueblo y se cree que de ahí le venga el apodo a este personaje.

El Empecinado, personaje histórico, literario y artístico

Su figura fue tratada por Benito Pérez Galdós en la novela Juan Martín El Empecinado, parte de los Episodios Nacionales, y retratado por Francisco de Goya.